Dios Creó A Los Ángeles

Nehemías 9:6; Job 38:4-7; Salmo 99:1-3, 103:19-21; Isaías 45:12; Nahum 1:2-3; Lucas 10:18; Juan 8:44, 12:31; Efesios 2:2, 6:11-12; Colosenses 1:15-16; 1 Timoteo 3:6; 1 Pedro 5:8; 1 Juan 3:8; Judas 6; Apocalipsis 12:7-9, 20:10

 

En el principio Dios creó el cielo y la tierra. Dios es Dios; no hay otro. Dios creó el cielo. El cielo es un lugar especial. Dios creó espíritus especiales que llamamos ángeles para servirle. Dios creó a los ángeles para adorarle. Dios creó a los ángeles para hacer todo lo que les mandaba hacer. Él sólo es Dios. Él es el rey del universo. Los ángeles que Dios creó eran criaturas bellas. Tenían poderes especiales. Dios no creó a unos pocos ángeles. Dios creó a muchísimos ángeles. Dios creó a una multitud de ángeles para que le pudieran servir y adorar y hacer todo lo que les mandaba hacer. Y ellos lo hacían. En el cielo los ángeles sirvieron a Dios. Dios es todopoderoso.

Había un ángel quien se rebeló en contra de Dios. Él era malo. Él era un homicida y un mentiroso. Él es el padre de las mentiras. No hay verdad en él. Él estaba lleno de orgullo. Él se pensaba muy importante. Algunos de los ángeles dejaron de servir a Dios y siguieron a este ángel. Ellos dejaron de adorar a Dios. Ellos no hicieron lo que Dios quería que hicieran. Ellos se rebelaron en contra de Dios y pecaron.

Dios es justo y santo. Dios aborrece el pecado. ¿Piensan ustedes que Dios permitió a éste ángel quedarse con él? No. Dios es celoso. Él no permite que los culpables escapen sin castigo. Dios castiga a los pecadores. Dios echó a este ángel y a todos los demás ángeles que le siguieron de su presencia. Dios los echó fuera del cielo.

El ángel malo se llama Satanás, el diablo. Satanás reina sobre sus ángeles, los demonios y los espíritus inmundos en su reino de maldad. Satanás gobierna este mundo. Todavía hoy, Satanás y sus espíritus malos buscan cómo engañar a las personas para que no conozcan a Dios. Satanás también tienta a las personas a desobedecer a Dios.

Sólo algunos de los ángeles se rebelaron en contra de Dios. Muchos siguen adorándole y sirviéndole. Los ángeles son buenos espíritus que sirven y adoran a Dios.

Dios es todopoderoso. Dios ama a su creación y es misericordioso y lleno de gracia. Dios no dejó a su creación para Satanás. Dios tenía un plan para Satanás, un plan para romper su poder. Dios tiene un plan para castigar a Satanás para siempre.