Jesús había compartido la última cena con sus discípulos y se acercaba el tiempo para su arresto. Judas ya había salido para traicionar a Jesús. Jesús empezó a explicar a sus discípulos que pronto les iba a dejar. Los discípulos no entendían lo que estaba pasando y querían saber a dónde iba Jesús. Jesús les explicó muchas cosas, y les aseguró que el Espíritu Santo estaría con ellos. Esta historia es un resumen de algunas cosas que Jesús enseñó a sus discípulos acerca del Espíritu Santo.

Jesús Habla Acerca del Espíritu Santo

Juan 13:33; 14:2-8, 15-17, 25-26; 15:26, 27; 16:7-15; Hechos 1:6-9

Acercaba el tiempo para el arresto de Jesús y él dijo a sus seguidores, "Mis queridos hijos, dentro de poco tiempo, ya no estaré con ustedes, y aunque me buscarán, no me encontrarán. Todavía no pueden ir a donde yo voy." Jesús les aseguró que él iba a preparar un lugar para ellos, y que ellos conocían el camino para llegar a donde él iba.

Pero Tomás le dijo, "No tenemos ninguna idea a dónde vas, entonces como podemos conocer el camino."

Felipe le rogó, "Señor, muéstranos el camino y estaremos satisfechos."

Entonces, Jesús les dijo, "¿Me aman de verdad? Hagan lo que les mando. Y yo pediré al Padre, y él les dará otro Intercesor que nunca les dejará. Este es el Espíritu Santo que les guiará en toda verdad. Los que son del mundo no aceptan al Espíritu, porque no lo pueden ver, ni lo conocen. Pero ustedes sí lo conocen porque él vive con ustedes y estará en ustedes."

Jesús también les dijo, "Yo les digo todo esto mientras que todavía estoy con ustedes. Pero Dios les mandará en mi nombre el Intercesor que es el Espíritu Santo. Él les enseñará todo, y también les hará recordar todo lo que yo les he enseñado."

Jesús siguió, "Cuando venga el Espíritu, él dará testimonio acerca de mí. Ustedes también deben de dar testimonio, porque han estado conmigo desde el principio.

Les digo la verdad, es mejor para ustedes que me vaya. Porque si yo no me voy, el Intercesor no vendrá. Pero si me voy, les mandaré el Intercesor. Cuando él venga, enseñará al mundo acerca del pecado, de la justicia, y del juicio. El enseñará que no creer en mí es pecado. También les enseñará acerca de mi justicia porque siendo justo yo voy al Padre. Y él les enseñará acerca del juicio de Dios porque Satanás, el príncipe de este mundo, ya es condenado.

"Tengo mucho más que decirles, pero ustedes no lo podrán soportar. Pero cuando venga el Espíritu de Verdad, él les guiará en toda verdad."

Después de la crucifixión y la resurrección de Jesús, sus seguidores preguntaron si había llegado el tiempo para establecer su reino. Pero Jesús les contestó: "No es para ustedes conocer el momento que Dios ha fijado para eso. Pero cuando el Espíritu Santo venga sobre ustedes, recibirán poder y darán testimonio de mí en Jerusalén, en toda la región, y hasta en los lugares más lejanos del mundo."